ONUDH urge a esclarecer tortura y maltrato en La Concepción

Sábado, 13 Ene, 2018

La Oficina en México del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ONU-DH) condenó los hechos de violencia del fin de semana pasado que dejaron 11 muertos Guerrero, y dijo que existen elementos que apuntan a violaciones de derechos humanos por parte de las fuerzas de seguridad.

En un comunicado, el organismo indicó que colaboró con la Comisión de los Derechos Humanos del Estado de Guerrero para realizar las investigaciones en torno a lo sucedido en el enfrentamiento entre policías comunitarios y estatales en la zona rural de Acapulco y que cuenta con los elementos para asegurar que los elementos de seguridad vulneraron los derechos de pobladores y periodistas.

Los responsable del organismo internacional recibieron incluso "información sobre la comisión de actos de tortura y malos tratos, falta de respeto por el derecho a la defensa, fabricación de pruebas en contra de algunas personas detenidas, allanamientos sin orden judicial y condiciones indignas de detención".

En un comunicado, lamentó que el gobierno de Héctor Astudillo expuso "una narrativa de los hechos violatoria de la presunción de inocencia de las personas detenidas y no aporta ninguna garantía de que una investigación independiente e imparcial esté siendo llevada a cabo". "Posteriormente, durante un operativo policial, tres personas más fallecieron y 30 fueron detenidas".

Mientras el gobierno de Guerrero afirma que se actuó con apego a la ley durante operativo en la comunidad de La Concepción, donde murieron 11 personas, la Organización de las Naciones Unidas (ONU), encontró que hubo violaciones a derechos humanos y fabricación de pruebas por parte de la Policía Estatal.

ONUDH urge a esclarecer tortura y maltrato en La Concepción
ONUDH urge a esclarecer tortura y maltrato en La Concepción

Estos grupos vigilantes están conformados por miembros de las propias comunidades afectadas y operan con permiso de las autoridades. "La agresión en contra de Bernardino Hernández es particularmente grave, expresó".

"Es preciso mencionar que esta Oficina efectivamente visitó a las personas detenidas, pero no emitió ninguna opinión respecto al estado en que se encontraban, y contrariamente a las declaraciones de las autoridades de Guerrero, sí se pudieron constatar condiciones indignas de detención y otras violaciones a sus derechos".

Concluyen el documento asegurando que el operativo no se llevó a cabo con base a los estándares internacionales sobre el uso de la fuerza y Jan Jarab, añadió que "Todas las muertes deben ser investigadas, incluidas las que se produjeron durante el operativo policial, para que se esclarezcan las circunstancias de las mismas", dijo.

Jarab puntualizó que "únicamente una investigación profesional, independiente, efectiva e imparcial podrá esclarecer los hechos y ofrecer justicia a las víctimas", por lo que recomienda la aplicación de los estándares internacionales contenidas en el Protocolo de Minnesota ante las alegaciones de que en los hechos ocurrieron ejecuciones extrajudiciales.

La oficina de la ONU se sumó al llamado del Ombudsman federal mexicano para que las autoridades competentes garanticen que la labor periodística se pueda realizar sin obstáculos y con seguridad.