Llama el papa Francisco a acoger, conocer y reconocer a los migrantes

Domingo, 14 Ene, 2018

“En el mundo actual, para quienes acaban de llegar, acoger, conocer y reconocer significa conocer y respetar las leyes, la cultura y las tradiciones de los países que los han acogido.

Al mismo tiempo, advirtió, los extranjeros tienen sus propios temores: "a la confrontación, a ser despreciados, a la discriminación, al fracaso".

Para las comunidades locales -dijo- significa abrirse a la riqueza de la diversidad sin prejuicios, comprender la potencialidad y las esperanzas de los que llegan, así como sus vulnerabilidades y temores.

El pontífice admitió en la homilía que “no es fácil entrar en la cultura de los demás, ponernos en el lugar de personas tan diferentes a nosotros, comprender sus pensamientos y experiencias. “Las comunidades locales -explicó- a veces, temen que los recién llegados perturben el orden establecido, “roben” algo que se ha construido con tanto esfuerzo.

Como resultado, expresó el papa, "en ocasiones nos negamos a contactar al otro y tendemos a erigir barreras para defendernos". Estos temores son legítimos, basados en dudas que son totalmente comprensibles desde un punto de vista humano.

No obstante, sostuvo que dudar "no es un pecado" pero sí lo es por contra permitir que "estos miedos determinen nuestras respuestas, condicionen nuestras elecciones, comprometan el respeto y la generosidad, alimenten el odio y el rechazo".

En la Misa que presidió a primera hora de la mañana en la Basílica vaticana, señaló que "el verdadero encuentro con el otro no se limita a la acogida sino que nos involucra a todos en las otras tres acciones que resalté en el Mensaje para esta Jornada: proteger, promover e integrar".

En sus casi cinco años de papado, Francisco ha hecho hincapié en la misión cristiana de seguir el ejemplo de Jesús y dar la bienvenida a los vulnerables y marginados.