Google tiene listo su propio bloqueador de anuncios para Chrome

Jueves, 15 Feb, 2018

Estos populares parches de navegador privan a publicistas (y a Google) de ingresos al evitar que se desplieguen los anuncios.

Google se muestra más agresivo con el bloqueo de anuncios móviles, filtrado de anuncios emergentes, anuncios que se muestran antes de la carga de contenido (con o sin cuenta regresiva), anuncios de video de reproducción automática con sonido, avisos publicitarios grandes, anuncios animados intermitentes, pantalla completa desplazarse por los anuncios y los anuncios que son particularmente densos.

El vicepresidente de Google Rahul Roy-Chowdhury escribió en un blog que el objetivo de la compañía es mantener saludable a la red al "filtrar y excluir experiencias publicitarias molestas".

Coalition for Better Ads es una organización formada por un grupo de empresas que ha definido los estándares que deben tener los anuncios de internet, para que aquellos sitios que cumplan con ellos no puedan anunciar nada.

Ejemplos de malas experiencias web en navegadores de escritorio.

Google también advirtió que comenzará a bloquear todos los anuncios en los sitios que continúen integrando publicidad intrusiva y no lo corrijan dentro de los 30 días posteriores dela fecha en que fueron notificados.

Sin embargo, los críticos dijeron que Google actúa egoístamente al dejar intactos algunos formatos, como los anuncios que aparecen antes de los videos en su plataforma de YouTube.

A un día de la puesta en funcionamiento del sistema de bloqueo de anuncios en Chrome, Google ha querido detallar cómo se va a llevar a cabo su funcionamiento.

Según explica Google, "a partir del 12 de febrero, el 42% de los sitios que no cumplían con los estándares de Better Ads resolvieron sus problemas y ahora están aprobados".

A este respecto, los usuarios recibirán en Chrome una notificación, tanto en el escritorio como en dispositivos Android, avisándoles de que en el sitio web que han accedido se ha producido el bloqueo de anuncios, dándoles la opción para desactivar esta configuración específicamente para el mismo sitio.

Para ello, Chrome comprobará primero si el sitio web pertenece a un sitio que no cumple con los estándares, y en caso de ser así, comparará posteriormente las solicitudes de red de la página con una lista de patrones de URL relacionadas con anuncios conocidos.