Holanda decreta a todos sus ciudadanos donantes de órganos

Jueves, 15 Feb, 2018

El Senado holandés anunció hoy su decisión de darle visto bueno a la ley que convierte a todos sus ciudadanos en donantes de órganos, a menos que afirmen en vida y que no desean serlo.

En cualquier caso (sin objeción o con ella), los familiares tendrán la última palabra y decidirán si efectivamente se donan los órganos o no.

A unas horas de que el Senado de Holanda aprobara la polémica ley de donación de órganos, más de 30 mil ciudadanos se apresuraron en oleada a registrarse en el sistema oficial para indicar que no quieren ser donantes. En los próximos años, todos los holandeses mayores de 18 años recibirán máximo de dos cartas en plazo de seis meses, en las que les preguntará si desean o no donar su cuerpo a la Ciencia o la Medicina. Esto no podrá aplicarse a quienes ratificaron o se opusieron en vida a ser donantes, según el medio.

Sin embargo, si los parientes tienen "serias objeciones" y "problemas insuperables" con la donación de los órganos de su familiar, podrían oponerse a pesar de que el fallecido haya dado su permiso para ser donante. El principal de todos ellos ha sido el Partido para la Libertad, que ha señalado que "el cuerpo de los holandeses no es propiedad del Estado sino suyo".

De ésta manera se pretende reducir la escasez de órganos para trasplantes, ya que según el Centro Nacional del país, en 2015 fallecieron 132 personas que estaban en la lista de espera para recibir un órgano. "Ahora necesitamos una buena campaña informativa, porque la gente puede cambiar de opinión y debe saber cómo se articulará la ley", señaló Pia Dijkstra, la diputada de izquierda liberal que redactó el proyecto. Finalmente, esa facultad de decisión que la nueva ley otorga al ciudadano resultó clave para obtener el beneplácito de una ajustada mayoría de senadores.