Comité de Inteligencia exonera a Trump de 'colusión' con Rusia

Martes, 13 Mar, 2018

Los conservadores quieren dar carpetazo a la polémica que acecha al presidente estadounidense en un momento en que el fiscal especial al cargo de la trama rusa, Robert Mueller, ha ampliado precisamente el foco de sus pesquisas y sopesa si llamar a declarar al mandatario.

El representante Mike Conaway, el republicano de Texas que lidera en la investigación de Rusia, dijo el lunes que la comisión había concluido sus entrevistas para la investigación de Rusia, y que el equipo republicano había preparado un borrador de 150 páginas que los demócratas revisarán el martes por la mañana. El Comité Inteligencia del Senado también investiga la intromisión de Moscú.

Los demócratas dicen que todavía hay decenas de testigos que la comisión debería convocar y argumentan que los republicanos no han utilizado las citaciones a interrogatorio para obtener documentos y requieren que los testigos respondan las preguntas centrales de la investigación.

"El Comité de Inteligencia no encontró, tras catorce meses de investigación, evidencia alguna de colusión o coordinación entre la campaña de Trump y Rusia durante las elecciones presidenciales del 2016".

"No encontramos evidencias de colusión". "No estamos de acuerdo con la narrativa de que estaban tratando de ayudar a Trump", dijo Conaway a la prensa en el Capitolio. La mayoría de los mencionados ya confesaron ante el investigador Mueller de haber mentido a agentes federales sobre sus nexos con los rusos en 2016.

Tanto el aparato de inteligencia como el Departamento de Seguridad Nacional estimaron que un grupo de piratas cibernéticos conectados con el gobierno del presidente ruso Vladimir Putin lograron penetrar los sistemas electorales de 21 estados del país, aunque no está claro si influyeron en el desenlace.

"Encontramos tal vez falta de juicio, reuniones inapropiadas, y un juicio inapropiado a la hora de realizar reuniones", añadió, "pero sólo [los escritores de novelas de espionaje] Tom Clancy o Vince Flynn o alguien así podría considerar esta serie de encuentros no programados, o reuniones, o lo que sea, y tejerlos en una especie de apasionante thriller ficticio de espías".

El Rusiagate va desandando los caminos judiciales de la mano política, con Donald Trump en el poder ya hace más de un año.