Francia y Reino Unido se pronuncian tras ataques a Siria

Sábado, 14 Abr, 2018

Trump dijo que los objetivos de la ofensiva son las "capacidades de armamento químico" de Al Asad, al que acusa de haber perpetrado un ataque químico el pasado sábado en la ciudad de Duma, al este de Damasco.

Finalmente, el tercer objetivo de las potencias occidentales fue otro almacén con armas químicas y un importante centro de comandancia ubicados cerca del segundo objetivo, al oeste de Homs. "Di orden a las Fuerzas Armadas de intervenir esta noche (por ayer) en el marco de una operación internacional conducida en conjunto con Estados Unidos y Gran Bretaña, dirigida contra el arsenal químico clandestino del régimen sirio". La ofensiva que lanzaron ayer Estados Unidos, Reino Unido y Francia contra el Gobierno de Bachar al Asad consistió en tres ataques contra instalaciones utilizadas para la producción y almacenaje de armas químicas, informó el Pentágono.

El jefe del Comando Conjunto estadounidense, el general Joe Dunford afirmó que los ataques se concentraron en objetivos seleccionados para evitar impactar a fuerzas de Rusia.

En un mensaje desde la Casa Blanca, Trump afirmó que el objetivo de los ataques es "establecer una firme contención" a la capacidad siria de "producir, diseminar y utilizar armas químicas". "Son los crímenes de un monstruo", ha asegurado Trump, haciendo referencia a Asad y a su implicación en el supuesto ataque químico contra Duma.

Asimismo, Trump hizo un llamado a Rusia e Irán, los principales aliados de Al Asad, a que abandonen su apoyo al líder sirio.

En el Pentágono, el secretario de Defensa, Jim Mattis, dijo que está "absolutamente seguro" de que el presidente sirio, Bashar Assad, está detrás del presunto ataque químico contra su pueblo por el que Estados Unidos y sus aliados tomaron represalias el viernes por la noche.

"Rusia -agregó Trump- debe decidir si seguirá por este oscuro camino o si se unirá a las naciones civilizadas como una fuerza de paz y estabilidad".

Esta es una respuesta de Occidente al presunto ataque químico ocurrido en la ciudad de Duma, en el que culpan a la dictadura de Siria.

Por su parte, la portavoz de la Casa Blanca, Sarah Sanders, apuntó que Rusia también era responsable por lo ocurrido, porque "fracasó en impedir que ocurriera un ataque con arma química".

Los gobiernos de Francia y Reino Unido confirmaron que también secundan los ataques iniciados por Estados Unidos en Siria.

Fuentes militares sirias reconocieron que se registraron otros bombardeos en la base aérea de Al Shirai, en el oeste de Damasco, cerca de la frontera con Líbano.

"Los peores presagios se han cumplido". Nos vuelven a amenazar.

"Advertimos que tales acciones no se dejarán sin consecuencias. Toda la responsabilidad recae en Washington, Londres y París", dijo Antónov en una declaración oficial.