"Las potencias occidentales perdieron su credibilidad frente al mundo" — Al Asad

Domingo, 15 Abr, 2018

Desde Siria, relativizaron la ofensiva aliada indicando que la mayoría de los 110 misiles que amenazaron su territorio fueron interceptados por los escudos.

"Rechazamos enérgicamente los ataques contra el pueblo de Siria". "Ningún misil (aliado) entró en la zona" defendida por el país.

La ofensiva occidental no provocó "ninguna víctima entre la población civil o el ejército sirio", afirmaron las fuerzas armadas de Rusia, gran aliado de Siria.

La Comisión de Investigación de la ONU para Siria pidió también ayer viernes que se preserven las pruebas del presunto ataque químico de hace una semana en la localidad siria de Duma y que los responsables sean identificados y rindan cuentas.

En un comunicado oficial, la primera ministra británica, Theresa May, aseguró que no existía una "alternativa" al uso de la fuerza y que por ello su gobierno se sumó a los ataques. Fueron atacados un "centro de investigación" en el extremo nordeste de Damasco y "depósitos" de armas químicas, incluido gas sarín, en la provincia central de Homs, detalló el jefe del Estado Mayor de Estados Unidos, general Joe Dunford.

Asimismo, aseguró que la respuesta militar de Washington a Damasco será "de larga duración", si las autoridades del país "no dejan de usar armas químicas".

En la misma línea, el canciller Fernando Huanacuni calificó de "genocidio" la acción militar que llevaron adelante Estados Unidos y sus aliados. En esa ocasión, Washington -que actuó en solitario- notificó con antelación del ataque a Rusia, que tiene tropas que combaten junto a las fuerzas gubernamentales sirias.

"En 2013, el presidente (Vladimir) Putin y su Gobierno prometieron al mundo eliminar las armas químicas de Siria". Denunció que así como lo hizo el expresidente de EEUU con Irak, hoy el occidente pretende apoderarse de los recursos naturales de Siria, por eso ordenó la operación contra el régimen de Bashar al Asad.

El presidente estadounidense criticó duramente a Rusia e Irán, que han apoyado al Gobierno de Assad; "A Irán y a Rusia, les pregunto: ¿Qué tipo de país quiere estar asociado con un asesino en masa de hombres, mujeres y niños inocentes?".

"Advertimos que tales acciones no se dejarán sin consecuencias".