Trump: inmigrantes criminales "no son personas" sino "animales"

Jueves, 17 May, 2018

"No son personas, son animales y los estamos sacando del país a una velocidad como nunca antes había ocurrido", dijo Trump.

Además, el mandatario estadounidense recalcó la maldad de estas personas que son deportadas.

"Tenemos a gente que llega al país que ustedes no creerían lo malos que son".

Asimismo, Trump achacó la afluencia de inmigrantes ilegales a las leyes inmigratorias, que prometió reforzar proximamente.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, llamó el miércoles "animales" a algunos inmigrantes ilegales, durante una mesa redonda sobre ciudades "santuario" y pandillas, entre ellas la MS-13, de la que denunció su crueldad.

Brown sancionó en octubre una ley que declara a California "estado santuario", en un abierto desafío a la decisión de Trump de detener la inmigración ilegal y potencialmente expulsar del país a millones de personas que entraron a Estados Unidos clandestinamente. Y ahora se están rompiendo familias debido a los demócratas.

"Es algo horrible que tengamos que separar a las familias", aseguró Trump, quien dijo que su secretaria de Seguridad Nacional, Kirstjen Nielsen, está pasando por un momento "muy duro" por eso.

Trump hizo ese último comentario en respuesta a las declaraciones de la alguacil del condado de Fresno, Margaret Mims, quien se quejó de que la legislación que convierte a California en un estado "santuario" implica que "puede haber un miembro de la pandilla MS-13 (Mara Salvatrucha)" en su ciudad y sin embargo en muchos casos no puede avisar de ello a las autoridades migratorias federales.

Trump no aclaró a qué ley se refería, pero su Gobierno anunció la semana pasada que enjuiciaría a todos los inmigrantes que cruzaran ilegalmente la frontera, incluidas las unidades familiares.

"La Ley de Valores de California no entra en conflicto con las leyes federales de inmigración, sino que trabaja en conjunto con ellas".

"Yo recomendaría que miraras (si se puede acusar de) obstrucción de justicia a la alcaldesa de Oakland, Jeff", dijo Trump dirigiéndose al fiscal general, Jeff Sessions, que estaba presente en la reunión pero no respondió.