Capturan la primera imagen del nacimiento de un planeta

Jueves, 05 Jul, 2018

El nuevo planeta destaca claramente en las nuevas observaciones, visible como un punto brillante a la derecha del centro ennegrecido de la imagen.

Imagen del planeta joven llamado PDS 70b.

Este cuerpo, bautizado como PDS 70b, está ubicado a unos tres mil millones de kilómetros de la estrella central, distancia similar a la existente entre Urano y el Sol.

Un equipo de astrónomos ha captado una espectacular instantánea de formación planetaria alrededor de una joven estrella enana denominada PDS 70, situada en la constelación de Centauro y a 370 años luz de la Tierra. Nuevas observaciones del disco que rodea a PDS 70 podrían ayudar a conocer mejor cómo estas estructuras dan a luz a los planetas. El análisis muestra que PDS 70b es un planeta gaseoso gigante con una masa unas cuantas veces la de Júpiter. Su superficie se encuentra a una temperatura cercana a los 1.000°C, mucho más alta que la de cualquier planeta del Sistema Solar.

"Estos discos alrededor de estrellas jóvenes son los lugares en los que nacen los planetas, pero hasta ahora sólo un puñado de observaciones han detectado indicios de planetas bebé en ellos", explica Miriam Keppler, que lidera el equipo de investigadores.

La región oscura en el centro de la imagen se debe al uso de un coronógrafo, una máscara que bloquea la luz cegadora de la estrella central y permite a los astrónomos detectar a sus compañeros planetarios del disco, mucho más tenues.

Al mismo tiempo, los astrónomos han podido medir el brillo del recién nacido planeta en diferentes longitudes de onda, lo que les ha permitido deducir las propiedades de su atmósfera.

"Los resultados nos abren una nueva ventana a las fases tempranas de la evolución planetaria, complejas y poco comprendidas", declara en un comunicado difundido por el ESO André Müller, que ha dirigido el estudio que ha caracterizado al exoplaneta después de su descubrimiento.

Thomas Henning, director del Instituto Max Planck de Astronomía y líder de los equipos, resume la aventura científica: "Después de más de una década de enormes esfuerzos para construir este instrumento de alta tecnología, ¡ahora SPHERE nos permite cosechar con descubrimientos como el de planetas bebé!" Tras meses de trabajo, se han podido obtener las imágenes espectacularmente claras que tenemos del planeta e incluso un análisis de su espectro.

Hasta ahora había sido imposible para científicos de todo el mundo capturar el nacimiento de un planeta, pues el área a su alrededor se ve oscurecida por el polvo, sin embargo, científicos alemanes en el Desierto de Atacama lo lograron. "Necesitábamos observar un planeta en el disco de una estrella joven para comprender realmente los procesos detrás de la formación de un planeta".