Elon Musk ofrece tecnología para rescatar a los niños tailandeses

Lunes, 09 Jul, 2018

Entre los intentos para sacar a los menores, surgió una novedosa idea planteada por el magnate y dueño de Tesla y SpaceX, Elon Musk.

Hi sir, if possible can you assist in anyway to get the 12 Thailand boys and their coach out of the cave. La respuesta del empresario sudafricano sorprendió a todos, ya que en unos minutos diseñó un asombroso plan.

Contamos con un avanzado radar para penetrar la tierra y funciona bastante bien en las excavaciones.

Ante una consulta en Twitter, Elon Musk afirmó estar "encantado en ayudar".

Musk notó que estaban considerando un par de opciones, desde perforar agujeros en la cueva hasta construir un tubo inflable, y el cree que el submarino construido a partir de un cohete podría ser lo suficientemente pequeño como para caber en la cueva, pero también lo suficientemente ligero para llevar a los niños atrapados.

Tal vez vale la pena intentarlo: insertar un tubo de nailon de 1 metro de diámetro (o un conjunto de tubos más corto para los tramos más difíciles) a través de la red de cuevas e inflar con aire como un castillo inflable, explicó en Twitter.

Después, añadió que ofrecía la tecnología de sus empresas para ayudar en el rescate.

El pasado viernes, Musk tuiteó que su equipo estaba trabajando en la construcción de "cápsulas de presión de Kevlar de doble capa con recubrimiento de teflón para deslizarse por las rocas".

El buzo de una fuerza especial de la Marina murió por falta de oxígeno mientras surcaba los recovecos inundados para entregar suministros en la cueva.

Que la suerte nos acompañe, es la frase más resonante en su mensaje.

Después de que hoy los equipos de rescate evacuaran a cuatro de los pequeños, las autoridades tailandesas optaron por suspender la operación de salvamento hasta este lunes debido a que era preciso reponer las bombonas de aire comprimido colocadas a lo largo de la travesía y evaluar la nueva fase del operativo.

El rescate está a manos de expertos; sin embargo, la situación no es fácil y las inclemencias del clima y el descenso del oxígeno ponen el riesgo la misión.

"Estamos en contacto con funcionarios tailandeses para ver cómo podemos apoyar sus esfuerzos", dijo en un correo electrónico.

Originalmente creíamos que los niños podían permanecer seguros dentro de la cueva durante mucho tiempo, pero las circunstancias han cambiado.