Papa Francisco aceptó renuncia del arzobispo Jorge Urosa Savino

Jueves, 12 Jul, 2018

El arzobispo de Mérida, el cardenal Baltazar Enrique Porras, será el Administrador apostólico; quien gestione la archidiócesis de la capital de Venezuela hasta el nombramiento de un nuevo arzobispo.

Urosa Savino nació en 1942 y fue ordenado sacerdote en 1967 por el cardenal José Humberto Quintero Parra. Juan Pablo II lo nombró el 3 de julio de 1982 obispo auxiliar de Caracas y, posteriormente, el 16 de marzo de 1990, fue nombrado arzobispo de Valencia, arquidiócesis que guió hasta el 19 de septiembre de 2005. Ante esto, la Congregación para los Obispos propone una terna al pontífice, previa la consulta al clero y la Curia, para designar al administrador apostólico mientras dure la sede vacante.

La sede de la Arquidiócesis de Caracas era sede vacante desde el 28 de agosto de 2017 cuando el cardenal Jorge Urosa presentó su renuncia ante el Papa, de acuerdo con lo establecido en el canon 401.1 del Código de Derecho Canónico: "Al Obispo diocesano que haya cumplido setenta y cinco años de edad se le ruega que presente la renuncia de su oficio al Sumo Pontífice, el cual proveerá teniendo en cuenta todas las circunstancias".

CARD. JORGE UROSA SAVINO Arzobispo de Caracas (Venezuela)"Oremos también hermanos con mucho fervor por nuestra querida patria Venezuela".

La iglesia venezolana ha sido muy crítica con las políticas del gobierno de Nicolás Maduro e instó al diálogo para que se "encuentren caminos justos y pacíficos" para salir de la crisis social, económica y política del país. De 2007 a 2011 fue el primer vicepresidente del CELAM y el Papa Francisco lo creó cardenal en noviembre de 2016.