Volkswagen T-Cross: listo para llegar al mercado

Sábado, 14 Jul, 2018

La marca presentó el prototipo en el Salón del Automóvil de Ginebra de 2016 bajo el nombre de Volkswagen T-Cross Breeze. La producción de estos dos modelos en Volkswagen Navarra afianza el futuro de la fábrica.

"Con la producción del nuevo T-Cross en Navarra estamos aprovechando, una vez más, la flexibilidad y las ventajas de nuestra red de producción mundial". Desde el año 1984 Landaben es el centro de producción mundial del Polo, y la llegada de la nueva generación del utilitario y del T-Cross ha supuesto una inversión de 1.000 millones de euros desde el año 2015.

"Así es como incrementamos la productividad y aseguramos la máxima calidad para nuestros clientes", apuntó.

Para poder hacer frente a este incremento, se está aumentando la plantilla, que está previsto que crezca hasta un 10 %, de acuerdo con el comunicado.

Con el nuevo T-Cross, la marca Volkswagen extiende su ofensiva SUV al segmento de mercado que más está creciendo en Europa. "Esto es posible gracias a la estrecha participación del Área de Producción desde la fase de desarrollo del vehículo", ha explicado Tostmann.

FOTO SLIDER: Lamando es uno de los modelos Volkswagen que más se venden en China.

Volkswagen ha querido confirmar la producción de un segundo modelo en las instalaciones navarras y con el que podrán ampliar la producción anual hasta las 350.000 unidades.

Emilio Sáenz, presidente de Volkswagen Navarra ha afirmado que "estamos muy orgullosos de contribuir con toda nuestra experiencia en la fabricación del T-Cross, un SUV con soluciones avanzadas y tecnologías propias de un segmento superior, que va a satisfacer las exigencias y necesidades de nuestros clientes". El Volkswagen T-Cross promete ser el nuevo best seller de Volkswagen, un SUV de dimensiones contenidos y enfoque claramente urbano que a grandes rasgos compartirá el grueso de sus características con el SEAT Arona y que se sitúa justo por debajo del Volkswagen T-Roc.

Otro aspecto destacado por la firma es la seguridad, ya que incluye de serie asistentes a la conducción habituales en modelos de segmentos superiores como el 'Front Assist' (sistema de monitorización del entorno) y el 'Lane Assist' (sistema de mantenimiento de carril).

El nuevo SUV tendrá como prioridad el espacio interior, gracias a la plataforma modular transversal MQB, ampliando el espacio para las piernas o la capacidad de maletero de 385 a 455 litros.

Además, el asiento trasero puede ajustarse longitudinalmente para obtener más espacio en las plazas traseras o para el equipaje. El T-Cross llegará al mercado como uno de los vehículos más seguros de su categoría, con la garantía de unos excelentes resultados en las pruebas de colisión y un gran número de sistemas de asistencia a la conducción.