Donald Trump visitará zonas afectadas por el huracán Florence

Sábado, 15 Set, 2018

El ojo del huracán de categoría 1 Florence, que tocó hoy tierra cerca de Wrightsville Beach, en Carolina del Norte (costa sureste de EE.UU.), se desplaza lentamente hacia el suroeste "cerca de la costa sureste" de este estado. Entre ellas, una mujer y su bebé, que fallecieron al caer un gran árbol sobre su casa. Fueron las primeras víctimas.

El director del Departamento de Emergencias del condado de Pender, Tom Collins, precisó que una estadounidense sufrió un ataque al corazón y que el equipo médico no pudo llegar a tiempo hasta donde se encontraba debido a los árboles caídos que encontraron en el camino. "Vamos por ustedes", tuiteó la municipalidad en la madrugada. "Quizás es mejor que suban al segundo piso de su vivienda o al ático, pero LOS VAMOS A RESCATAR".

De esta manera, se vivirán al menos dos subidas de marea y caerán lluvias "excesivas" en la zona, con áreas donde podría acumularse hasta 1,2 metros de agua en los próximos días.

La crecida del río Cape Fear, cerca de Wilmington, ya había marcado un récord histórico, y el pronóstico aún auguraba lluvias por unos 300 milímetros.

La grabación muestra a los mamíferos emergiendo de las embravecidas aguas de la costa de Wilmington, Carolina del norte, para volver a sumergirse. "Es un monstruo al que nadie invitó y que no quiere irse".

Las autoridades estatales y federales insistieron ayer en su estrategia de ultimar las precauciones y desplegar un menú de advertencias recargadas para alentar a los residentes a evacuar sus casas, sin temor a provocar alarma: como ha ocurrido con otras tormentas, ese pareció ser más bien el objetivo. Nadie resultó herido. Más de 370.000 personas se quedaron sin electricidad en Carolina del Norte a primera hora del viernes, dijeron funcionarios estatales. Está previsto que alcance tierra en las próximas 24 horas. El mandatario seguirá el mismo protocolo que en tormentas anteriores, aguardando unos días antes de recorrer las zonas afectadas para facilitar las tareas de rescate.

La impresionante devastación del huracán FlorenceImágenes del momento en el que llega el huracán a tierra, en inmediaciones del estado de Carolina del Norte, en Estados Unidos, este viernes.

Se prevé que Florence arroje 68 billones de litros de lluvia en una semana en Carolina del Norte, Carolina del Sur, Virginia, Georgia, Tennessee, Kentucky y Maryland, según el meteorólogo Ryan Maue, de weathermodels.com.

Tras dejar atrás el sureste de Carolina del Norte, cruzará la punta este de Carolina del Sur en dirección a las montañas Apalaches.