FMI sube ligeramente perspectiva de crecimiento del país para 2018

Miércoles, 10 Oct, 2018

En un informe presentado en Indonesia, el Fondo Monetario Internacional (FMI) pronosticó que la tasa de inflación anual llegará a finales de año a 1,37 millones por ciento y que el año que viene alcanzará el porcentaje de 10 millones, por lo que será nuevamente el país con mayor aumento de precios en el mundo.

Para el año próximo, el organismo espera que la economía argentina se contraiga 1,6%.

Para el Fondo la inflación promedio de las economías emergentes llega al 5% y en la región.

El ministro de Finanzas, Richard Martínez, admitió en días pasados un "enfriamiento" de la economía local, pero también aseguró que las medidas de austeridad tomadas por el gobierno de Lenín Moreno rendirán frutos a mediano plazo.

España, de la que el FMI ya adelantó las cifras la pasada semana, seguirá a la cabeza de las grandes economía del euro, con un crecimiento previsto del 2,7% este año y del 2,2% en 2019.

Además, la reducción en la previsión de crecimiento para la economía estadounidense, tiene significado para la economía de México, agregó.

Asimismo, mostró preocupación por las crisis cambiarias de algunos países emergentes, revisó significativamente a la baja sus previsiones de crecimiento en países emergentes y pronosticó una contracción para 2019 del crecimiento tanto de Estados Unidos y como de China, principales economías del planeta. Para el 2019, el FMI estima que Brasil se expandirá en 2,4 %.

Sin embargo, el análisis sostiene que en 2023 -cuando hay otro cambio de gobierno en el país (el próximo será en 2019)- la Argentina tendrá un crecimiento del 3,2%, bajo la "firme implementación de las reformas y el regreso de la confianza".

El jefe de misión del FMI para Uruguay, Jan Kees dijo al diario El País que el pronóstico del 3,4% no había podido incorporar un PBI más bajo de lo esperado en el cuarto trimestre del 2017.

Con respecto a la inflación, el FMI pronostica que la aguda depreciación de la moneda provocará un alza de los precios de 31,8% en 2018 y de 31,7% el año siguiente.

Con una inflación estimada en 40% para el cierre del año, el país comparte el podio con Venezuela, en el primer lugar con una hiperinflación de 2,5 millones por ciento, y lo siguen Sudán del Sur (99,4%), Sudán (64%) e Irán (48%), países que atraviesan conflictos bélicos. Argumenta que esto se relaciona con condiciones financieras más restrictivas y la sequía en Argentina y el impacto de una huelga de camioneros que interrumpió la producción en Brasil. Finalmente, ha estabilizado la de este año en 1.370.000%.