Federer sigue adelante en Shanghái

Sábado, 13 Oct, 2018

El tenista español Roberto Bautista se medirá al suizo Roger Federer en los octavos de final del Masters 1.000 de Shanghai (China), octavo de la temporada y que se disputa sobre pista dura, después de que ambos lograsen este miércoles trabajadas victorias ante el estadounidense Mackenzie McDonald y el ruso Daniil Medvedev, respectivamente.

En el segundo set el ruso arrancó fuerte y logró romper un servicio de Federer, que le bastó para forzar un tercer set que fue muy igualado hasta que en el noveno juego, el suizo se puso arriba 5-4 e inclino la balanza de su lado.

La de hoy fue la octava victoria de Federer sobre Bautista en el mismo número de enfrentamientos, pero fue la que más sudó.

Aunque estuvo cerca, Bautista no consiguió así repetir la gesta de 2016, año en el que fue finalista del torneo después de eliminar en semifinales a Novak Djokovic y luego, en el partido definitorio, cayó con Andy Murray. "Me gusta su comportamiento, es un gran luchador y me gusta jugar contra ese tipo de jugadores", apuntó en una rueda de prensa posterior a su debut en Shanghái.

Será un partido de cuidado para el oriundo de Basilea, que se medirá por primera vez al ruso, quien derrotó el fin de semana a un experimentado como el japonés Kei Nishikori.

El primer set, el suizo fue práctico y conciso aprovechando muy el primer saque para poder atacar al español.

Novak Djokovic, quien obtuvo su pase a la siguiente ronda al vencer al francés Jérémy Chardy (3-5, 5-7), tendrá como rival al italiano Marco Cecchinato luego de que se impusiera al surcoreano Hyeon Chung (4-6, 7-6, 7-6).

Los dos cabezas de serie del torneo no se enfrentarían hasta la final del próximo domingo ya que figuran en partes diferentes del cuadro.

En otros de los juegos correspondientes a los dieciseisavos de final del certamen, el argentino Juan Martín del Potro despachó al francés Richard Gasquet en dos sets.

Roger logró imponer su categoría y vencer al español por 6-3, 2-6 y 6-4 en lo que le significó 1h:51 de partido.

"No fue fácil para mí jugar".