Hombres dicen haber encontrado avión desaparecido: Malaysia Airlines

Sábado, 13 Oct, 2018

Un hombre del Reino Unido dice haber resuelto el misterio sobre la desaparición del vuelo MH370 de Malaysia Airlines que se estrelló el 8 de marzo de 2014 y que costó la vida de 239 personas. Además, señala que tras cuatro años en la selva los restos del aparato "deberían estar parcialmente cubiertos" de vegetación, mientras que en las imágenes de Google Maps la forma del avión se distingue nítidamente.

Pero algo que echaría abajo la versión de Wilson es que con la última actualización de Google Maps, resulta que cuando este según encontró los restos del avión, la fecha de 'copyright' de las imágenes de Google Earth era de marzo de 2017.

Otra de las pruebas que tiene el productor inglés es la medida del avión, el cual, según sus cálculos, mide unos 70 metros y coincide con el tamaño del Boeing 777-200 de Malaysia Airlines.

Los registros publicados por el Ministerio de Transporte malayo muestran que Malaysia Airlines informó a los controladores que el avión estaba en el espacio aéreo de Camboya.

En diálogo con Daily Star, Wilson explicó: "Parece que hay una brecha entre la cola y la parte trasera del avión. Es solo un poco más grande, pero hay una brecha que probablemente explicaría eso". Wilson cree que esto significaría que el avión de la jungla ha sido fotografiado por los satélites en más de una ocasión en la misma localización, lo que indicaría que se trata de los restos del vuelo MH370 y no de un aparato que sobrevolaba la zona.

El avión de Malasya Airlines que cubría el vuelo MH370, desapareció de los radares el 8 de marzo de 2014.

. El vuelo, que se dirigía de Kuala Lumpur a Beijing, habría desaparecido de manera misteriosa.

A pesar de esto, puede existir una pequeña posibilidad de que los expertos se equivoquen, ya que de acuerdo con la información de los controladores del aeropuerto de Ho Chi Minh en Vietnam, el MH370 voló por Phnom Penh en Camboya, un sitio que esta al este donde Wilson realizo su descubrimiento.

Tres gobiernos -China, Malasia y Australia- dedicaron decenas de millones de dólares y cientos de personas a trabajar en su búsqueda.