"Seria preocupación" de la ONU por reintegración económica de las FARC

Sábado, 13 Oct, 2018

Acerca de las propuestas que han surgido en la marcha, reconocen la de la vicepresidenta Marta Lucía Ramírez de continuar diálogos con las mujeres para mantener un enfoque de género dentro del proceso de paz.

Al igual que lo hizo el miércoles el jefe de la misión de verificación del acuerdo de paz de la ONU en Colombia, Jean Arnault, el Consejo expresó preocupación por el lento ritmo de reintegración de los exrebeldes a la vida civil así como por los asesinatos de exmiembros de la guerrilla.

Para el Consejo, se debe defender la Jurisdicción Especial para la Paz ya que su funcionamiento es un pilar fundamental para el éxito del proceso de paz.

A través de un comunicado el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas informó que reafirma, "su compromiso de trabajar con Colombia bajo la nueva administración, para renovar el impulso detrás de la implementación del acuerdo de paz".

Arnault presentó el informe trimestral del avance de la implementación del Acuerdo de La Habana, en el que manifestó que hay un balance positivo, pero que hay cosas por corregir.

"Hemos tomado nota de que el proyecto de presupuesto para 2019 del Gobierno prevé que el gasto público en reintegración se mantenga al mismo nivel que el año pasado".

El representante de la ONU dijo que la organización está a la espera de la publicación del plan de acción que preparan las autoridades colombianas para frenar este tipo de asesinatos.

El diplomático también destacó que persisten los problemas de seguridad para los excombatientes de FARC que no están en zonas protegidas de reintegración, pues más de 74 fueron asesinados tras la firma del acuerdo de paz, en noviembre de 2016, por lo que pidió que el Estado cumpla sus compromisos de protección.

Para Arnault, la participación de la Farc en el Congreso se puede considerar como algo positivo.

Mientras que sobre el respeto y apoyo institucional que requiere la JEP para que se logre esclarecer la verdad, el funcionario indicó que: "Los magistrados que tienen la responsabilidad de proporcionar verdad y reparación a víctimas, así como un acceso fiable a justicia de transición para participantes en el conflicto, merecen respeto y apoyo de instituciones estatales y cooperación de personas bajo su jurisdicción".