Rihanna y Axl Rose le exigen a Trump no usar su música

Miércoles, 07 Nov, 2018

Rihanna es la más reciente artista que no está feliz con el hecho de que su música esté siendo usada por el presidente Donald Trump.

Durante el fin de semana, el corresponsal para la Casa Blanca del Washington Post, Philip Rucker, asistió a un evento político y tuiteó sobre su experiencia.

El tema sonó en Chattanooga cuando los asistentes lanzan camisetas de Trump gratis a la multitud.

Nuevo, y seguramente no último, capítulo en la guerra entre Axl Rose y Donald Trump, o más bien entre el vocalista de Guns N' Roses y todo lo que rodea al actual Presidente de los Estados Unidos.

Resulta que Rihanna vio el tuit y no estuvo contenta. "Yo y mi gente nunca estaríamos en una de esas trágicas reuniones, ¡así que gracias por la ayuda Philip!", refiriéndose al periodista.

Guns N 'Roses, junto con los Rolling Stones, Pharrell Williams y otros artistas, han pedido formalmente que su música no se use en los mítines de Trump. A su petición, agregaron cartas para que estas manifestaciones con sus canciones como fondo musical, se terminen. Elton John, Axl Rose y los bienes de Prince se han quejado del uso no autorizado de Trump de su trabajo. Trump ha utilizado las canciones de Aerosmith "Dream on" y "Livin' on the edge "en sus mítines".

Los mensajes en las redes sociales de Axl empezaron a llegar: "Como ya sabéis, GNR como muchos otros artistas se opone al uso sin autorización de su música en eventos políticos y se ha solicitado formalmente que nuestra música no se use en las campañas de Trump ni eventos asociados a Trump". Al igual que sus eventos durante la campaña presidencial de 2016, la selección de música de Trump antes y después de los mítines se ha mantenido constante, especialmente la interpretación de Lee Greenwood de "Dios bendiga a Estados Unidos".