Congreso aprobó regulación de plástico de un solo uso

Sábado, 08 Dic, 2018

Con 96 votos a favor y 2 abstenciones, el Pleno del Congreso de la República aprobó en primera votación el texto sustitutorio de la Comisión de Pueblos Andinos, Amazónicos y Afroperuanos, Ambiente y Ecología, que establece el marco regulatorio sobre el plástico de un solo uso, otros plásticos no reutilizables y los recipientes o envases descartables de poliestireno expandido (tecnopor) para alimentos y bebidas de consumo humano.

Se prohíbe además la entrega de bolsas plásticas en la publicidad impresa, diarios, revistas, recibos y toda información dirigida a los consumidores.

La ley crea un impuesto de diez céntimos por bolsa y dispone el reemplazo progresivo de las bolsas no reutilizables.

Asimismo, la ley indica que los supermercados, almacenes y comercios reemplacen de forma progresiva en un plazo de tres años la entrega de bolsas de plástico de un solo uso por bolsas reutilizables y/o biodegradables. Además, las bolsas necesarias por razones de limpieza y sorbetes para uso médico.

El impuesto, aplicable a personas naturales y jurídicas, será gradual y sujeto a la adquisición unitaria de las bolsas: S/ 0,10 en el 2019, S/0,20 en el 2020, S/0,30 en el 2021, S/0,40 en el 2022 y S/0,50 en 2023 y años subsiguientes.

El Congreso del Perú aprobó la "ley de plásticos", una propuesta del Gobierno que prohíbe gradualmente el uso de las bolsas plásticas y envases de ese material contaminante de cara a reducir en 35% su utilización en un primer año.

La ley fija plazos para la regulación y prohibición del uso, entrega, fabricación y distribución de las bolsas plásticas, sorbetes, envases y utensilios desechables de polietileno y tecnopor, (en colombia conocido como icopor). Desde ese día estará prohibida su fabricación, importación, distribución, entrega y consumo bajo cualquier modalidad.

La ley también establece que estos establecimientos cobrarán por cada bolsa que entregan a los clientes. Para ello el Ministerio de Medio Ambiente implementará un registro de fabricantes. Minam a través de la OEFA, se encargará de la fiscalización ambiental.

Los gobiernos regionales y locales informarán a la OEFA cuando se detecten infracciones sobre el cumplimiento de las normas de la ley.