Crisis en gobierno de Virginia por racismo y agresión sexual

Lunes, 11 Feb, 2019

Northam, del partido demócrata, se disculpó el pasado 1 de febrero por una foto racista en su anuario universitario de 1984 en la que aparece un hombre disfrazado de afroamericano y otro con vestido del Ku Klux Klan. "Tenemos mucho que digerir", dijo el miércoles el presidente del grupo, Lamont Bagby.

Al mismo tiempo, los demócratas a nivel nacional han tomado una línea dura contra la mala conducta en sus filas porque las mujeres y las minorías son una parte vital de su base y porque quieren poder criticar el comportamiento de Trump sin parecer hipócrita.

La crisis dio este miércoles un nuevo giro para peor cuando el fiscal general Mark Herring admitió en un comunicado haber usado maquillaje marrón y una peluca en 1980 para parecerse a un rapero negro durante una fiesta en la Universidad de Virginia, cuando tenía 19 años.

Tyson, una politóloga de 42 años que tiene una beca en la Universidad Stanford y se especializa en el discurso político en torno a la agresión sexual, dijo: "No tengo un móvil político".

"Fairfax ha tratado de tacharme como un mentirosa para una audiencia nacional, al servicio de sus ambiciones políticas, y ha amenazado con un litigio", dijo.

Fairfax -quien debería asumir en caso de renuncia de Northam- ha rechazado las acusaciones de la mujer con el argumento de que el encuentro fue consensuado y de que es víctima de una campaña estratégica y oportunamente diseñada para manchar su nombre.

"En ningún momento ella me manifestó alguna incomodidad o preocupación por nuestras interacciones, ni durante ese encuentro, ni en los meses siguientes, cuando se mantuvo en contacto conmigo, ni en los últimos 15 años", dijo Fairfax en un comunicado.

La Organización Nacional para las Mujeres (NOW por sus siglas en inglés) pidió la renuncia inmediata de Fairfax, diciendo: "la historia de ella es escalofriante, convincente y le creemos".

La serie de escándalos que comenzó cuando la imagen del anuario salió a la luz el viernes pasado podría tener un efecto dominó en el gobierno del estado de Virginia: si Northam y Fairfax caen, Herring sería el próximo en convertirse en gobernador. Después de Herring sigue el republicano conservador Kirk Cox, presidente de la Cámara de Representantes.

De acuerdo con información de la agencia de noticias AP, tanto él como dos amigos lo hicieron para imitar a rapero Kurtis Blow, a quien seguían durante su juventud. Pero agregó: "Esta conducta no refleja de ninguna manera al hombre en el que me he convertido en los casi 40 años desde entonces".